6 Hábitos que no Sabías que Perjudican tu Pelo

21.8.18

Share to Facebook Share to Twitter Pin This

https://www.encasadeoly.com/2018/08/6-habitos-que-no-sabias-que-perjudican-tu-pelo.html



¡Hola! Hoy os voy a avisar de seis cosas que hacemos mal y que no sabíamos que están arruinando nuestro pelo.

Cuando queremos que nuestro cabello esté largo, más bonito, más fuerte y más brillante, lo normal que solemos hacer es llenarlo de mascarillas, aceites y vitaminas. Pero, si seguimos realizando ciertos comportamientos dañinos, es muy posible que nuestra melena no obtenga los beneficios que esperamos conseguir con los tratamientos aplicados.

Con hábitos perjudiciales me refiero a cosas como aplicar un calor excesivo, que claramente puede quemar el pelo. Sin embargo, hay otros rituales menos obvios que también pueden dañar: usar el cepillo incorrecto, por ejemplo.

Estos son los seis hábitos que están dañando nuestro cabello y las soluciones para evitarlo:

No usar las herramientas de secado correctas

Lo has visto muchas veces y apenas le has hecho caso. Se trata del accesorio plano que viene con tu secador de pelo. Se llama concentrador y deberíamos usarlo cada vez que encendemos el aire caliente del secador. La parte frontal del secador tiene puntas de metal que pueden quemar nuestro cabello al contacto. Este concentrador nos protege de estos abrasivos hilos.

Secador de pelo de Lee Stafford: 39€


 

Frotar el cabello con una toalla mojada

Frotarse el cabello con una toalla de baño mojada puede ser demasiado áspero para la cutícula, lo que hace que los mechones se encrespen y además, puede provocar roturas. Lo suyo es secar para eliminar la humedad, así que una toalla para el cabello súper absorbente es una buena inversión para las que tenemos, sobre todo, el cabello grueso.


Toalla para secar el cabello en forma de turbante Lisse Luxe Hair Turban de Aquis: 29,90€

 
 

Usar el cepillo equivocado

Si usas el mismo cepillo para todo, desde rizar hasta desenredar el pelo mojado, es hora de invertir en uno nuevo pues cada cepillo tiene su propia función. Por ejemplo, para desenredar es necesario un cepillo con cerdas flexibles que sea suave con el cabello mojado para evitar roturas y puntas abiertas.

Cepillo Tangle: 8,74€




No usar protector solar

La piel no es la única parte del cuerpo que puede ser dañada por el sol. Hay que proteger el pelo con un sombrero, un pañuelo en la cabeza o algún producto específico que proteja contra los rayos UV.


 
 

No sanear el pelo

Cuando nos queremos dejar el pelo largo solemos evitar las tijeras, y eso es lo peor que podemos hacer. No recortar las puntas abiertas y partidas da como resultado más roturas y cabello más quebradizo.

Tijeras de peluquería Twinox: 74,95€


 

 

Lavarse el pelo con demasiada frecuencia

Lavarse con demasiada frecuencia puede debilitar las puntas del pelo y hacer que se partan o rompan. Intenta lavarte el pelo cada dos o incluso tres días. Un truco para ello es alternar un champú en seco y perfume para el cabello unos días, y otros, el lavado normal.

Champú en seco y tratamiento sin aclarado de Sephora: 5,99€


 

¡Hasta mañana!

 

Imagen superior vía Pantene