Lo que tu Personalidad Cuenta de tus Hábitos Antes de Dormir

6.6.18

Share to Facebook Share to Twitter Pin This
https://www.encasadeoly.com/2018/06/lo-que-tu-personalidad-cuenta-de-tus-habitos-antes-de-dormir.html



¡Hola! Resulta que el secreto para tener un sueño de calidad y dormir profundamente va más allá de nuestras preferencias diarias. El caso es que si bien el sueño es una necesidad compartida por todos los seres humanos, nuestros preparativos para irnos a la cama difieren enormemente. Algunas personas siguen una rutina estricta a la hora de acostarse; otros son más informales sobre la forma en que se quedan dormidos mientras disfrutan viendo su última obsesión con Netflix.

Al igual que con muchos de nuestros patrones de comportamiento y tipos de personalidad, es difícil atribuir una conducta o razón sobre cómo cada uno de nosotros cogemos el sueño.

En Estados Unidos, Mattress Advisor ha llevado a cabo una encuesta para analizar las rutinas previas al sueño teniendo en cuenta los tipos de personalidad de Myers-Briggs, y los resultados sugieren que solemos estar predispuestos para tomar decisiones específicas antes de irnos a dormir, y que tienen mucho que ver con nuestras disposiciones innatas.

¿Cómo se relaciona entonces nuestra personalidad con nuestra rutina de acostarnos? Seguid leyendo para averiguarlo.

Esta es la gran imagen rutinaria de la hora de acostarse, donde se muestra un desglose completo de los hábitos preferidos de cada personalidad.
 

Si comparamos a los extrovertidos con los introvertidos, en la búsqueda de un buen sueño, una táctica común de relajación es la intoxicación. Los encuestados extrovertidos consumen vino o un licor fuerte antes de irse a la cama un más a menudo que los introvertidos. Los extrovertidos también se dan un baño antes de acostarse en mayor medida, tal vez con un vaso en la mano; y hacen ejercicio antes de quedarse dormidos más a menudo que los introvertidos. También tienen más predisposición a dedicarse a otro tipo de actividad nocturna: el sexo.


En cuanto a las personalidades que exhiben rasgos más sensibles y de intuición, los encuestados sensibles son más propensos a recurrir a ayudas físicas de desactivación, mientras que los intuitivos generalmente eligen más opciones internas o artísticas. Por ejemplo, los sensibles optan por sustancias como beber café, y los intuitivos prefieren la lectura, escuchar música y la meditación.

En cambio, apenas hay diferencias entre las personalidades cerebrales y los que se guían por sentimientos en cuanto a las rutinas a la hora de acostarse, salvo la excepción de beber té. Los que tienen más sentimientos consumen más té antes de acostarse que los cerebrales.

En fin, todo un mundo por descubrir que podéis seguir leyendo aquí.

¿Cuál es vuestro tipo de Myers-Briggs? ¿Coincide con vuestra rutina para iros a la cama?

Qué sueño me ha entrado. ¡Hasta mañana!
 

Imagen superior vía Zara Home