Abrigarse en verano: una lección por capas

19.6.17



Una lección de cómo abrigarse por capas cuando hace frío en verano.


Hola! Con estas temperaturas de 44º lo último que queremos es pensar en abrigarnos, sin embargo, como me refresca acordarme del frío, he decidido hablar hoy de cómo combatir el fresco esos días traicioneros del verano en los que de repente bajan las temperaturas, sobre todo en el Norte; o cuando vamos de turismo a alguna ciudad extranjera donde no aprieta tanto el calor.

Debido a las características condiciones climáticas de España, donde te puedes abrasar a las tres de la tarde, y congelar a las diez de la noche, y como no queremos coger una neumonía tampoco con los cambios bruscos de temperatura con los aires acondicionados, creo que será buena idea contar una historia de abrigo veraniego predicando con el arte de las capas.

Pero, no os asustéis, no voy a charlar sobre prendas de cuero o piel artificial, ni de ir vestidas a lo Cat Woman. A continuación encontraréis una serie fantástica de imágenes que demostrarán el arte de abrigarse en verano sin tortura.


Fase 1: Empecemos con un outfit estándar. El día se ha levantado frío, amenaza con lluvia, y el ambiente está fresco a primera hora. Sin embargo, sabemos que con el paso de las horas, puede subir la temperatura.

Dejaremos las sandalias en casa, y nos pondremos un calzado más resguardado pero que siga siendo cómodo, como pueden ser unas bailarinas. En la parte de arriba, nos atreveremos con una camiseta de tirantes, y una falda midi.

Camiseta de Sfera, falda de cintura drapeada de Zara, bailarinas de Pretty Ballerinas




Fase 2: Ponerse unas medias da mucha pereza en este tiempo, pero si tenemos una falda o unos pantalones cortos y tenemos frio con ellos, la opción de unos leggings de algodón fino es la mejor. Aparte que puede ser una prenda para llevar otro día en un outfit casual.

Leggings de Easy Wear





Fase 3: Añadir un chaleco. Un chaleco hippy pero sin hippies, nos resguardará un poquito más pero sin pasar calor.

Chaleco de Tintoretto



Fase 4: Añadir cazadora vaquera. Este modelo con parches es descarado.

Cazadora vaquera de BDBA





Fase 5: Dar el toque final si verdaderamente hace frío con unos botines bajos. Ya no tendremos ni un trozo de carne al aire. Y ya podemos cantar “que llueva, que llueva la Virgen de la Cueva”…

Botines de Antea



A veces se me olvida que ya no soy una jovencita, pero eso no quita para seguir manteniendo un espíritu joven!

Hasta mañana!



Foto superior vía Chuck Grant


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por comentar