Una manera perezosa de llevar un animal print de forma diferente

23.10.14

Share to Facebook Share to Twitter Pin This
 


Me encanta el animal print en cualquiera de sus formas, en zapatos, bolsos, faldas, vestidos... Al principio, era un estampado algo atrevido que no todo el mundo se decidía a llevar; pero ahora, se ha popularizado tanto esta tendencia que es bastante habitual verlo puesto hasta en las mujeres de estilo más clásico.

Si os apetece llevar un look con animal print, pero una manera diferente, la forma más sencilla (y perezosa jajaja) es haceros con un estampado que vaya más allá de los tradicionales tonos tierra o camel, y sea en otros colores más vivos como el azul o el rojo, o más suaves como los pasteles.

Este vestido rosa con tonos negros y grises es un buen ejemplo para llevar el animal print de una manera distinta. De todos modos, si os veis demasiado exageradas con el estampado, un buen truco es ocultarlo con un cardigan largo.

Por otro lado, este otoño se llevan mucho las botas extra largas, y en lugar de acompañar este conjunto con un zapato de salón, dado el largo del vestido, con ese tipo de botas queda genial! Eso sí, debéis aseguraros que las botas sean estrechitas pues con este corte de vestido quedan mejor que las botas anchas, más tipo mosquetero.


 
Vestido de Asos: 71,43€ 
Cardigan gris de punto de Topshop: 64€
Botas de Aldo: 69,90€ 
Bolso de Zara: 35,95€ 
Colgante de Swarovski: 199€ 

Por último, recordaros el viejo principio de Solo se puede llevar uno, y que se aplica en determinadas prendas y ocasiones; y en este caso, para el animal print.


Hasta mañana!!


Imagen superior vía Armani