Los tiempos cambian

jueves, 6 de febrero de 2014

 


Con la vorágine del día a día, pasamos por la vida sin apenas detenernos. Pero, de vez en cuando, conviene parar, mirar a nuestro alrededor y observar cómo va cambiando lo que nos rodea.

Son detalles imperceptibles, pero que nos hacen ver cómo los tiempos están cambiando. Yo, en estos días he echado la vista atrás, y estos son algunos matices que me han hecho ver cómo pasa el tiempo y me han hecho sonreír.

 
 
Haciendo limpieza de tuppers, he podido comprobar cómo han evolucionado estos pequeños boles y cajas de plástico. Ahora, son de lo más sofisticado jeje

 
 
Antes, cuando queríamos escuchar una canción teníamos que haber comprado el disco de vinilo que nos gustaba, y por supuesto, tener un tocadiscos. Ahora, podemos escuchar música instantáneamente en el ordenador gracias a plataformas como YouTube o programas como Spotify.


 
Ahora, en los cumpleaños ya no se regalan tantos bombones y flores; muchas mujeres seríamos muy felices con unos zapatos de Jimmy Choo por ejemplo (según cada una como sea; o según la ocasión claro)

 
 
Los relojes para las mujeres eran diseños pequeños y muy femeninos; ahora, nos gustan grandes y masculinos.

 
 
Hace unos años, la moda era llevar pequeños colgantitos con brillantes, circonitas...; ahora, aunque a mi me siguen encantando y se siguen viendo, están quedando colapsados por la exuberancia de collares, que se llevan todo el protagonismo. (Collares de Topshop)



Y finalmente, la decoración de los hogares. Los cuartos de estar en 1970 eran de este estilo, recargados, con alfombras, cuadros, fotos... y ahora, impera el minimalismo de los tonos claros y neutros.



Y vosotras, ¿qué cambios habéis notado y os han hecho sonreír?


Hasta mañana



Imágenes de Pinterest

 

5 comentarios:

  1. Hola Oly,
    Todos los que nombras también los he notado. Yo he cambiado las mantas por el nórdico, los libros por la tablet, las enciclopedias por internet, y ya estoy pensando en vaciar mi libreria pero me da tanta pena! Todavia disfruto mucho más las lecturas en papel.
    Un beso,
    M. Carme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaj, qué razón llevas! Yo sigo siendo de las del papel :)

      Eliminar
  2. Sinceramente, viviendo con mis padres, en cuanto a decoración se refiere, lo único que he notado es que cada vez hay más chismes y que mis padres tienen el gusto decorativo bastante distorsionado, por no decir nulo. Pero es lo que hay XD
    Por lo demás, yo añoro aquellas épocas que no viví (resulta irónico), pero reconozco que me siento cómoda viviendo así y no cambiaría mi ordenador por un tocadiscos, por ejemplo jeje. Eso sí, viví los 90 y extraño el pop de aquella época, que nada tiene que envidiar con la basura comercial que nos venden ahora. Pero la moda de los 90 no la echo de menos, cuanto más lejos mejor jaja.

    .Estelle.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar